Neuronas artificiales ¿El fin de las enfermedades crónicas?

Neuronas artificiales ¿El fin de las enfermedades crónicas?
26 diciembre, 2019 LPSIngenieria
Neuronas artificiales

Cada día son más los avances que se descubren en el mundo de la medicina gracias a la investigación. La inclusión de la tecnología en este campo está teniendo un impacto muy positivo, entre otros, en el campo del comportamiento del cerebro humano. Investigadores de la Universidad de Bath han sido los responsables de la creación de las neuronas artificiales, que permiten simular el comportamiento del cerebro humano, generando señales eléctricas en el sistema nervioso como si se tratase de neuronas reales. Se trata de imitar la manera en que se comportan las neuronas biológicas para la cura de enfermedades neuronales.

Origen de la investigación de las neuronas artificiales

El desarrollo de las neuronas artificiales se ha convertido en todo un desafío. En parte porque su funcionamiento depende de la creación de modelos matemáticos de tipo complejo con el objetivo de llegar a controlar y regular la actividad eléctrica no lineal imitando la que lleva a cabo en las neuronas biológicas.

Desde la Universidad de Bath en Inglaterra, en conjunto con investigadores de la Universidad de Bristol (Inglaterra), Auckland (Nueva Zelanda) y Zurich (Suiza) han desarrollado las primeras neuronas artificiales basadas en un chip de silicio. Tienen la funcionalidad de poder ser incorporadas como neuronas en el organismo. Es el comienzo de lo que podría considerarse como el fin de las enfermedades neurodegenerativas crónicas como el Alzheimer. Diferentes estudios consideran que las respuestas de las neuronas a los estímulos eléctricos de otros nervios no son lineales. A través del desarrollo del chip de silicio se imita el canal de iones biológicos de las neuronas reales, que responden de igual manera a los diferentes estímulos que se han enviado. En el caso de las neuronas se requieren sólo 140 nano vatios de potencia, que implica una milmillonésima parte del requerimiento de energía que requiere un microprocesador.

Según el investigador Alain Nogaret de la Universidad de Bath, por medio de este enfoque se permiten combinar diferentes avances, logrando mayor precisión en los parámetros que permiten controlar el comportamiento de las neuronas gracias a los diferentes modelos de hardware.  Ya se ha confirmado el éxito de las neuronas de tipo respiratorias y del hipocampo y el siguiente paso es conseguir una mayor gama de actividades comparadas con las diferentes contrapartes biológicas. Siendo adecuadas para llevar a cabo implantes que permitan controlar el tratamiento de diferentes enfermedades de tipo crónico. Llegando a reemplazar las conexiones neurales dañadas por enfermedades de tipo neurodegenerativas como es conocido el Alzheimer.

El futuro de las investigaciones

Si las investigaciones siguen avanzando, se prevee que en un futuro se puedan emplear para conformar nuevas vías neuronales. Por el momento, la investigación se centra en la obtención de resultados de reemplazo de las redes neuronales dañadas o que se encuentren enfermas.

Este descubrimiento está en fase inicial. Todavía se tienen que llevar a cabo las pruebas necesarias que permitirán efectuar las pruebas en seres humanos. Todavía nos tocará esperar antes de que este tipo de tecnología se convierta en una realidad.

 

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.